X hits on this document

PDF document

BANCO DE LA REPÚBLICA - page 17 / 43

78 views

0 shares

0 downloads

0 comments

17 / 43

donde M es la demanda por efectivo en términos reales, Π es la inflación, X es la medida del volumen de transacciones, R es el vector que recoge los costos alternativos o de uso para los agentes que prefieren mantener efectivo, y t es la variable de tendencia la cual identifica si hay un cambio tecnológico ahorrador de efectivo en el largo plazo. El signo esperado de los coeficientes, condicionado a la ecuación de demanda, es el que aparece debajo de las variables.

En el caso particular del efectivo, la inflación corresponde al la tasa de retorno de activos reales. Se supone que al incrementarse la inflación los agentes sustituyen tenencias en efectivo por otros activos entre ellos bienes reales (durables) sobre todo aquellos individuos que no tienen acceso o eluden la inversión en activos financieros (sector informal) como sustitutos alternativos (Cagan (1956)). Esta última variable es capturada por la variación anual del IPC. De otro lado, dado que la cointegración se hace con datos mensuales la variable de escala que captura el volumen de transacciones es el índice de producción industrial, mientras que la tasa de interés es capturada por el rendimiento trimestral de los certificados de depósito a término (CDT). La función de demanda de largo plazo por efectivo fue estimada en logaritmos por lo cual la ecuación (13) toma la forma (14), donde las variables en minúscula representan logaritmos naturales:

t r x m 5 4 3 2 β β β π β + + + =

(14)

El análisis se realiza considerando de uno a doce rezagos y los modelos: (i) “drift”, el cual considera una tendencia lineal determinística en los niveles de las variables y (ii) “cidrift”, el cual reconoce la existencia de tendencia lineal en el vector de cointegración. La selección de estos modelos, para el análisis de cointegración, se basa en el hecho que en la mayoría de los casos las variables exhiben tendencia lineal en sus niveles y en consecuencia se hace necesario dirimir entre los dos modelos mencionados, es decir, la selección de componentes determinísticas propuesta por Johansen (1994).

Una vez que se prueba la existencia de cointegración18, es decir, que el vector de cointegración tiene interpretación económica, la selección de las componentes determinísticas se realiza a través de las pruebas de exclusión, Johansen (1995)19. El siguiente paso se centra en la evaluación del comportamiento de los residuales. Dichos residuales se definen como adecuados si

18 Es de señalar que, en el análisis de cointegración se consideran variables “dummies” estacionales centradas, como también, de intervención. El uso de variables “dummies” de intervención puede verse en Hendry y Doornik (1994) y Arize (1999), entre otros.

19 En el caso de más de un vector de cointegración por lo menos uno debe tener interpretabilidad económica. Es decir, uno de ellos debe corresponder a una función de demanda por efectivo real.

17

Document info
Document views78
Page views78
Page last viewedSat Dec 03 07:22:32 UTC 2016
Pages43
Paragraphs3606
Words13933

Comments