X hits on this document

99 views

0 shares

0 downloads

0 comments

33 / 37

escénica resultan la mayor parte de las veces paradójico.

- Las sentencias, exempla y refranes se usan también para dibujar a los personajes más improtantes y para la formación de la postura irónica.(Julio Fernández Sevilla :”Presentadores de refranes en el texto de la Celestina”.-Serta Philologica F.Lázaro Carreter,I.- Madrid 1983).Sin el amontonamiento de sentencias y refranes LC no sería el libro que es. Es importante advertir que en el Acto I, al contrario de lo que ocurre en los demás actos, la sentencia se emplea muchísimo más que el refrán .

- En la “carta”, Rojas insiste en “la gran copia de sentencias entrexeridas, que so color de donayres tiene (la obra)”; en el Prólogo vuelve a llamar la atención sobre las “sentencias y dichos de philósophos.Rojas añade una función de las sentencias :aprenderlas de memoria “para trasponer en lugares convenibles a sus autos y propósitos” (pero Melibea se encuentra incapaz de recordar los saludables consejos leídos en los libros de su padre, debido a “su turbada y dañada memoria”; en cambio, Pleberio no encuentra dificultad para recordar una serie de sentencias y exempla aplicables a la situación).

¿Por qué insiste Rojas en esta función extraliteraria de las sentencias celestinescas? Sólo podemos conjeturar, pero puede sospecharse que el hecho fuese motivado por su conciencia de los peligros que traían consigo la manera ambigua en que se presenta estas máximas, por regla general de intención moralizadora, en la obra misma.

Parece ser ( a juicio de Peter G. Rusell en “La Celestina como “floresta de philosophos”) que toda esta materia considerada como totalidad carece de perspectiva individual consistente. Los dos autores parecen más bien emplear la sentencia según las necesidades textuales del momento, sin preocuparse por cuestiones de consistencia. Es posible que no es la voz de los autores la que oimos en las sentencias, sino la voz colectiva de la sabiduría de las auctoritates y del pueblo iletrado puesta en tela de juicio.

Hacer a alcahuetas, ramera, putas y mozos de espuela salpicar su lengua con los dichos de los filósofos, del mismo modo que acostumbraban a sembrar su discurso de refranes, era algo nuevo que traía consigo consecuencias subversivas trascendentales, tanto literarias como sociales.

Sólo en una ocasión Rojas comenta una sentencia de Heráclito en el Prólogo Petrarquesco y dice de ella :  Omnia secundum litem fiunt (“En todas las cosas haver discordia),“sentencia a mi ver digna de perpetua y recordable memoria”. Y si todo es lucha, contradicción, provisionalidad y cambio, ¿qué valor puede tener la certeza que es característica esencial de una sentencia?

-El refrán se distinguía de la sentencia porque éste, además de su origen erudito, tenía  un sentido de consejo ético-social y un tono más abstracto y generalizador, sin reflejos de la vida o del modo de pensar popular. El primer autor, comparado con Rojas, apenas se interesa por los refranes (se han identificado sólo unos 20 en el Auto I)

Celestina se mueve, desde su primer autor, con el motor del amor, el amor como tema.

- La trama fundamente es el amor desafortunado de Calisto y Melibea, siendo la intriga secundaria el amor de los criados y,después, la venganza de Areúsa y Elicia. Domina todo este escenario Celestina, sacerdotisa de la sexualidad.

- LC en su postura subversiva  rompe la tradición que la literatura amorosa tenía, atribuyendo a las clases altas doctrinas y refinamientos ante el amor que las capas bajas eran incapaces de experimentar.

* El amor cortés parodiado.

- Las doctrinas del amor cortés dominaban desde el siglo XII ( rec. a Andreas Capallanus ) gran parte de la literatura amorosa y caballeresca. La base del amor cortés era la inversión de las relaciones normales, tanto sociales como sexuales . Veamos algunas características :

1.- El amante ha de comportarse ante la amada como si fuese humilde vasallo ante su señor.

2.- Había todo un léxico especial.

3.- No se excluye la relación sexual de la pareja (amor “purus”---amor”mixtus”)

4.- Era obligación de la amada tratar primero con desdén al amante o pretendiente

Document info
Document views99
Page views99
Page last viewedSun Dec 11 01:03:35 UTC 2016
Pages37
Paragraphs631
Words24375

Comments