X hits on this document

737 views

0 shares

0 downloads

0 comments

101 / 310

Jesús- Que no se haga la voluntad de ellos, sino la tuya, Padre. No la de ellos, sino la tuya. Que no ganen ellos, los poderosos, sino tú, el Dios de los pobres.

Fue entonces cuando una voz muy conocida por nosotros, reso­nó en mitad de la noche.

Judas- ¡Jesús! Jesús, ¿estás por aquí? ¡Jesús!

Jesús se levantó de un salto y vino hacia nosotros.

Jesús- ¡Despiértense! ¿No oyen? Viene gente. ¡Pedro! ¡Juan!

Pedro- ¿Qué pasa... qué?

Jesús- ¡Psst! No hagan ruido.

Jesús estaba frente a mí, muy pálido, con un brillo de miedo en los ojos.

Judas- ¡Jesús! ¿Dónde estás?

Pedro- ¡Maldita sea, Juan, esa voz es la de Judas! ¿Qué anda buscando por aquí el iscariote?

Juan- ¡Psst! Calla y prepárate. Avisa a los demás.

Pedro llamó a Felipe y Felipe despertó a Natanael. Tomás y Andrés se desperezaron enseguida a pesar del vino que habían tomado durante la cena. Cada uno zarandeó al compañero que tenía al lado y, en pocos segundos, los once y Jesús teníamos los ojos bien abiertos y nos agazapábamos entre los peñascos del huerto.

Judas- ¡Jesús! ¿Qué pasa, no están ustedes por acá?

La voz de Judas se nos acercaba cada vez más. Santiago y Simón se llevaron las manos a los cuchillos que guardaban bajo la túnica. Pedro y yo desenvainamos silenciosamente las dos espa­das que habíamos traído de casa de Marcos. Aguantamos la respiración y esperamos.

Judas- ¡Jesús! Soy Judas. Tengo que decirte algo. ¿Dón­de estás?

Judas hablaba en la oscuridad. De pronto, unas ramas de olivo se movieron y el iscariote salió a un pequeño descampado, a poca distancia de donde nos escondíamos. Su figura, alta y fuerte, con el pañuelo de siempre atado al cuello, se destacaba en me­dio de aquella gran mancha de luz de luna.

Judas- ¡Jesús! ¿No estás por aquí? ¡Ven un momento! Necesito hablarte.

Jesús, a mi lado, respiró profundamente, como tomando impul­so antes de emprender una larga y difícil carrera.

Jesús- Voy a salir, Juan.

Juan- ¿Qué dices? ¿Estás loco? Es una emboscada, moreno, estoy seguro.

Jesús- No importa, Juan. Saldré.

Document info
Document views737
Page views737
Page last viewedMon Dec 05 14:45:28 UTC 2016
Pages310
Paragraphs4836
Words127592

Comments