X hits on this document

798 views

0 shares

0 downloads

0 comments

55 / 310

2. El fin del mundo fue también comparado en la Biblia a un parto. Para que un nuevo ser nazca son necesarios tiempo, amor, paciencia, esperanza y en el momento decisivo, en las horas finales, esfuerzo y dolores tremendos. La imagen del parto la usaron los profetas (Isaías 66, 5-16) advirtiendo que el nacimiento de un nuevo pueblo no era cosa de un día y estaba lleno de dolores. La usó también Jesús (Juan 16, 19-23) y después de él Pablo (Romanos 8, 18-27), comparando toda la historia humana con el largo y penoso alumbramiento de una nueva sociedad. Según Pablo, en este parto ya ha asomado el niño, ya ha nacido la cabeza del hombre nuevo, que es Jesús. La humanidad, que es el cuerpo, nacerá tras él (Efesios 1, 22; 1 Corintios 12, 12 y 27).

106- ¡VIVA EL HIJO DE DAVID!

Era el día nueve del mes de Nisán. Jerusalén,(1) en vísperas de fies­ta, estaba abarrotada con más de cien mil peregrinos venidos desde todas las ciudades de Judea, desde Galilea y la Decápolis, desde las colonias judías dispersas a lo largo y ancho del imperio ro­mano. Como todos los años al despuntar la primavera, los hijos de Israel acudíamos en masa a celebrar la Pascua dentro de las murallas de la ciudad de David.(2)

Aquella mañana, mientras nos desperezábamos en la taberna de nuestro amigo Lázaro, en la aldea vecina de Betania, llegaron Judas, el de Kariot, y Simón, el pecoso. Venían de Jerusalén y traían prisa en los ojos.

Judas- ¡Ea, compañeros, la paz con todos!

Todos- ¡Salud, Judas! ¡Paz, Simón!

Judas- Caracoles, pero ¿qué hacen ustedes aquí bebiendo leche? ¿A qué esperan? ¡La ciudad está reventando de peregrinos!

Simón- ¡Ahora es el momento, Jesús! La gente pregunta por ti. Todos están esperando.

Judas- El pueblo está contigo, moreno. ¡Ahora o nunca! ¿Qué dices tú?

Jesús- Yo digo lo mismo que dije cuando salimos de Cafarnaum. Hoy comienza la semana de preparación de la Pascua. ¡Hoy comenzaremos a despertar a Jerusalén de su letargo y a anunciarle que Dios viene a cumplir el Año de Gracia!

Todos- ¡Eso, eso! ¡Todos iguales, todo para todos! ¡Como al principio!

Judas- Los grupos de la capital están avisados, Jesús. Ayer Simón y yo estuvimos hablando con algunos dirigentes, Barrabás y otros del movimiento. Nos apoyan. Tienen confianza en ti.

Jesús- Sí, Judas. Pero confían más en sus puñales. Y para lo que vamos a hacer hoy no hace falta otro filo que el de la Pala­bra de Dios. Escuchen, compañeros, nuestro plan debe ser el mismo que Dios le ordenó a Moisés: ir delante del faraón y decirle que ya no

Document info
Document views798
Page views798
Page last viewedThu Dec 08 06:52:47 UTC 2016
Pages310
Paragraphs4836
Words127592

Comments